México

Exhumarán en Guerrero a 11 presuntas víctimas de la guerra sucia

Por: Sergio Ocampo Arista

Chilpancingo, Gro., 24 de abril. Integrantes de colectivos de familiares de víctimas de desaparición forzada durante la guerra sucia impuesta en Guerrero entre 1969 y 1979 anunciaron que en los próximos días se exhumarán 11 cuerpos para conocer su identidad y la forma en que murieron, aunque «no nos han dicho el lugar ni la fecha en que se realizarán los trabajos», informó Octaviano Gervasio Serrano, asesor jurídico de dichas organizaciones.

En conferencia de prensa, Gervasio Serrano, quien es parte del Colectivo de Esposas e Hijos de Desaparecidos y Desplazados de la Guerra Sucia del municipio de Atoyac de Álvarez, señaló que esos trabajos serán resultado de denuncias presentadas el pasado 21 de abril ante la Fiscalía General del Estado (FGE) por torturas infligidas a «por lo menos 11 personas, las cuales fueron asesinadas o fusiladas por elementos del Ejército Mexicano, acusadas de pertenecer o de entregar armas al movimiento guerrillero».

Aseguró que existen evidencias de que «sus cuerpos fueron depositados en fosas clandestinas y posteriormente el Estado borró su identidad legal, por lo que no existen legalmente estas personas, no hay actas de defunción».

También puede interesarte: «Guerra sucia»: víctimas hallan indicios creíbles de crímenes de lesa humanidad

De acuerdo con Octaviano Gervasio, ya se iniciaron «las tarjetas de investigación respectivas, y los restos de esas víctimas de ejecuciones sumarias o extrajudiciales van a ser exhumados para obtener muestras genéticas y hacer la confronta con los familiares para que se identifique legalmente a estas víctimas, lo que constituye un derecho humano».

El activista dijo esperar que al terminar las exhumaciones «quede demostrada de manera contundente la actuación criminal del Ejército Mexicano y se identifique a los responsables para que puedan ser llevados a juicio«.

Indicó que «más de 150 elementos del Ejército Mexicano» torturaron y dieron muerte «a los únicos cinco hombres que había (en una comunidad de Atoyac de Álvarez, cuyo nombre no precisó). El más joven tenía 15 años de edad; la pregunta es: ¿acaso ya se murieron los 150 elementos militares que llegaron a ese lugar y asesinaron a tiros de manera sumaria a esas cinco víctimas? Por eso se van a exhumar los cuerpos».

Además, insistió Gervasio Serrano, «han llegado familiares de otros dos compañeros asesinados, y uno más durante esa etapa, además de otras denuncias que tenemos, que sumarían 11 personas llevadas a fosas clandestinas».

También puede interesarte: Error, llevar a víctimas de guerra sucia a campo militar: dirigente del 68

A su vez, Estela Arroyo Castro, integrante de la Asociación Representativa de Ejidos y Comunidades y Violaciones a los Derechos Humanos, afirmó que «finalmente, después de 50 años, probablemente se sepa la identidad» de cinco de las 11 víctimas cuyos restos óseos serán exhumados.

Expuso que al frente de los colectivos que colaboran «están los hijos de las víctimas, que eran muy pequeños cuando asesinaron a sus padres; de las 11 víctimas, siete tenían hijos de cinco o seis años. Las denuncias van a prosperar; ya se logró la exhumación para determinar la muerte de estas personas, que fueron asesinadas con armas muy potentes».

Related Posts