Baja California

Deserción escolar en preparatorias alcanza 36% en Tijuana

Por: Redacción La Jornada Baja California

Tijuana, 6 de diciembre. Después de la pandemia de COVID-19 el índice de deserción escolar en el nivel medio superior en Tijuana aumentó, llegando a un 36 por ciento, dio a conocer el director del Instituto Municipal para la Juventud (IMJUV), Juan Carlos Rosas.

Durante la inauguración de la Unidad Móvil del programa “Quiere tu mente” en el Colegio de Bachilleres (Cobach) Nueva Tijuana, señaló que el abandono de los estudios se da en todos los semestres, regularmente a la mitad del ciclo escolar.

Detalló que hay muchos factores que influyen en que un joven deje la escuela. Uno de los principales es haber perdido a uno de los padres durante la pandemia, con lo que el alumno pasa a convertirse en sostén de la familia y, al tener que escoger entre buscar un trabajo o seguir estudiando, elige la primera opción.

Indicó que planteles como el Colegio de Estudios Científicos y Tecnológicos (Cecyte) Cachanillas tenían mil estudiantes antes de la pandemia y una vez que terminó la emergencia sanitaria, ese número se redujo a casi 600. Sin embargo, esta es una situación que se registró en todos los bachilleratos.

Rosas consideró que una forma de erradicar esta problemática es mediante programas de salud mental, a los que los jóvenes puedan acceder para hablar de las dificultades que enfrentan.

El tema de la deserción escolar es un grito de auxilio que te están pidiendo los jóvenes. El tema de las peleas internas entre los compañeros, el tema de los gritos hacia los maestros es un llamado de atención que le están haciendo al gobierno y también a los maestros”, opinó.

Respecto a la unidad móvil habilitada este miércoles, explicó que se trata de un espacio donde los estudiantes entran para hablar con un psicólogo, que valorará si necesita acudir a más sesiones, y en ese caso son canalizados a otra institución en la que recibirán atención sin costo.

El módulo estará recorriendo preparatorias, principalmente las ubicadas en la periferia de la ciudad, y en este mes de diciembre se buscará tener un mayor acercamiento con la población joven al ser una época en la que ocurren más suicidios.

El director del IMJUV destacó que este programa ha tenido una buena respuesta, pues en el Cobach Rubén Vizcaíno, que fue donde comenzó, 36 alumnos se acercaron a recibir orientación psicológica, pues tuvieron más confianza al saber que era un servicio externo a la escuela, así que no iban a involucrar a sus padres.

“Esto porque los jóvenes tienen un miedo, un miedo a los padres y un miedo hacia los maestros. El hecho de tú involucrar a un psicólogo de un plantel educativo, inmediatamente involucras a los padres de familia. Es decir, ¿la escuela qué hace? De inmediato llama a los padres de familia. Entonces, los jóvenes muchas veces temen a eso”, comentó.  

Related Posts